Descubra Dior Homme

LA CAMPAÑA

En un blanco y negro bañado por la luz, los amantes se rozan, ríen. La cámara de Romain Gavras los abraza. Torbellino en la ciudad, carrera en la playa, las 1.000 vidas del Hombre Dior se escriben a un ritmo endiablado. 1.000 vidas para amarse. 1.000 vidas para vibrar. 

INSPIRACIÓN

El alma de Dior se erige sobre una revolución. A partir de hoy, Dior inicia una nueva era. Conmoción esencial, estética vanguardista.
El Hombre Dior es el reflejo de su tiempo. Su fragancia es atemporal, inamovible mientras sepa acompañarlo. Más que una fragancia, Dior Homme se ha convertido en una identidad. Hoy, nuevas imágenes lo encarnan, libres y salvajes. Sexys y determinadas. Su floralidad viril y su luminosidad compleja unieron primero a los que buscaban la singularidad. Luego, su estela revolucionaria suscitó émulos, almas auténticamente conquistadas. Pasada la sorpresa, queda la fuerza de su escritura.

Dream as if you'll live forever,
Live as you'll die today.
_James Dean TM

Dior Homme Parfum

Una fragancia amaderada en la que la sensualidad del Sándalo de Sri Lanka y la sutil virilidad de los acordes de cuero abrazan la nobleza del Iris de Toscana.
Este néctar se muestra de manera singular en cada piel y deja un distinguido y ardiente rastro que incita a una atracción carnal inmediata.

Dior Homme es un Lirio en masculino. Una rúbrica sexy realzada con notas amaderadas viriles para una sofisticación insólitamente sutil. Llevar Dior Homme, como se lleva un traje de una elegancia contemporánea y aguda. Dejar tras de sí esta huella amaderada y especiada, estela inmediatamente reconocible por su clase.

Dior Homme Intense, un Eau de Parfum amplia y potente. El Lirio intenso, sublimado por una faceta ambarina sensual y un fondo de madera preciosa, exhala su potente encanto. Una escritura carnal cuya estela es una llamada.

Dior Homme Sport, una composición desenfadada que juega con la evidencia. Como un viento de libertad, el frescor enérgico del Cidro de Sicilia y la estela amaderada del Cedro de Virginia visten la rúbrica empolvada del Lirio de Toscana. 

Dior Homme Cologne, un frescor depurado y radical. El acorde Colonia se revisita en torno a la Flor de Pomelo y se viste con una estela envolvente de almizcles blancos. La elegancia de la sencillez con un perfume de piel, solo para él. Nada de ostentación, solo estilo.

Dior Homme por François Demachy

Dior Homme se aleja de todos los clichés de la masculinidad. Explora una nueva virilidad, inmediata y, sin embargo, compleja.

Líneas nítidas, puras y atemporales. La estética radical y moderna de los frascos Dior Homme se inspira en los códigos depurados y estructurados de la Couture. Los frascos, como bloques de vidrio, dejan ver los jugos de tonos envolventes en los que se sumergen tubos potentes y masculinos. El legado del tailoring es visible, la nobleza palpable. Su belleza no pasa con el tiempo. Sin edad, sin modas.
Dior Homme Parfum, una gota de perfume, ámbar y almíbar, como suspendida en el frasco. Un bloque  de transparencia ahumada, contornos puros y revestidos de metal lacado. El detalle final, el discreto oro de la firma completa este frasco diseñado para albergar un elixir.
Dior Homme, entre sencillez y refinamiento, encarna el chic atemporal de un frasco de lujo sobrio pero evidente.
 

Dior Homme Intense se viste de contornos ahumados y de un capuchón lacado en negro para una sofisticación "black tie".
Dior Homme Sport afirma su identidad con una línea roja discreta, dinámica y sobria. Una elegancia deportiva que juega con la acción y la ligereza sin renunciar a la elegancia atemporal de sus predecesores. 
Dior Homme Cologne presenta un toque de azul. Su frasco estilizado, de flancos escarchados, contiene un jugo sutilmente teñido de blanco: una opalescencia algodonosa inédita que encarna la originalidad de su escritura olfativa.