COLECCIÓN Croisière 2015

COLECCIÓN
Croisière 2015

Ver el Desfile
Descubrir las siluetas
Las siluetas

Las siluetas

Descubrir
Silueta

1

Haga clic o desplace el cursor
para navegar por la colección

Drag
La inspiración

La inspiración

Descubrir
La inspiración

EL ESTILO AMERICANO
Y LA INSPIRACIÓN DIOR

En esta colección croisière, Raf Simons, director artístico de Christian Dior, parte de la idea de un estilo americano y de su lugar en la identidad nacional, asociado a la sensibilidad Dior —fundamentalmente europea— a través de la cual, presenta una visión sutil, abstracta, de la asociación de ambos. El tema del desfile es el pañuelo de seda. Un pañuelo que se convierte en abanderado de la colección, apoyándose en un amplio mundo de fantasía y desprovisto de las connotaciones burguesas conservadoras, que dejan paso a una visión compleja de la libertad. La construcción de estas prendas respeta su aspecto geométrico mientras que su lado decorativo retoma sus motivos pintados a mano. Las construcciones tradicionales, estructuradas —inspiradas por las siluetas de maniquíes de mimbre— se combinan y contrastan con las sedas de la colección, la rigidez de los corsés juega con la fluidez de las mangas de las camisas. Los tradicionales plisados y drapeados de la Maison Dior se desestructuran haciéndose fluidos; su construcción sinuosa y su corte en bies manifiestan un escrupuloso estudio de los tejidos,

un tema que se desliza a lo largo de la colección hasta los zapatos y las joyas envueltas de seda. Una nueva interpretación de las obras hechas a mano juega con las semejanzas que posee con la artesanía fabricada en Estados Unidos: los talleres parisinos han realizado en una versión delicada de macramé, un patchwork de piel que podría asemejarse a una colcha si no fuese por su excepcional composición; asimismo han empleado la piel de gamuza flexible tanto para las prendas informales como para las faldas, retomando las técnicas de los tapices para la confección de trajes chaqueta.
El arsenal marítimo de Brooklyn, sobre las orillas del East River, es el decorado del desfile. En este lugar donde la corriente se une con el Hudson, la vista de Manhattan no tiene par. Un decorado de espejos y de L.E.D. deja paso a unas animaciones de pañuelos fluidos y flotantes que entran en resonancia con el mundo exterior al igual que lo hace la colección.

Backstage

Backstage

Descubrir