Quintaesencia de Alta Costura

Apariciones sublimes

  • Este vestido delicado y vaporoso requiere una técnica de incrustación muy minuciosa que conlleva 1500 horas de trabajo.  Las sutiles escalas de grises —o incluso de azules cielo y de maravillosos rosas poudré en otros modelos—, colores fetiches de Christian Dior, se reinventan mediante la belleza de la Alta Costura de los talleres Dior, un savoir-faire de excelencia sin igual para magnificar la silueta en movimiento.

    Neodiosa

    • Este vestido color arena, evocación poética del peplo, ha sido confeccionado gracias a un savoir-faire de excepción, que ha requerido más de cuarenta metros de muselina y 800 horas de trabajo. Una maravilla de Alta Costura concebida como un sueño evanescente, que se torna más sublime aún con el movimiento de la vida.

    Plisados virtuosos